domingo, 11 de noviembre de 2007

Riviú: The legend of Zelda Phantom Hourglass

Tras haber eliminado el mal de la tierra y salvar, otra vez a la princesa Zelda, sólo que esta vez en su reencaranación llamada Tetra, todo parecía estar en paz, pero como habrá más a venturas para este chico vestido de verde…

La respuesta radica en que, si hacemos una pequeña retrospectiva veremos que Tetra es y siempre ha sido una pirata por lo que siempre esta en busca de tesoros y esto la lleva a una nave fantasma la cual se dice contiene grandes riquezas, pero nadie que la haya abordado ha regresado, así es que Tetra se lanza a investigar la nave, y al entrar grita de tal forma que resuena en todo el barco de su tripulación pirata del cual ahora el joven héroe de verde forma parte, es aqui exactamente donde tu aventura comienza.

Aventurarse sólo; es de tontos y aburridos.

Para solucionar esto debes seguir los tres sencillos pasos de un juego de Zelda:

Paso 1.- Pon a tu princesa en turno en desgracia. este punto queda resuelto desde el inicio de la historia.

Paso 2.- Consigue un hada que te ayude. En este punto y para fortuna de todos entra el hada Ciela que te ayudara en todo el transcurso del juego y que desempeña un papel muy importante, es tan importante que ni ella misma lo recuerda.

Paso 3.- Descubre que en realidad no sólo tu princesa corre peligro, si no que todo el mundo lo hace por que un gran mal desconocido amenaza la paz. Este ultimo paso se descubre conforme avanzas en la historia y para no arruinarles el juego sólo les dire que se llama Bellum.

Bien ya que vimos que este juego cumple con los tres primeros pasos que lo reconocen como un clásico de Zelda podemos empezar.

El modo de Juego.

El juego de Phantom Hourglass explota muy bien las características de la pantalla táctil del Nintendo DS ya que en este juego el pad y los botones sólo sirven de shortcuts para llevarte al menu, mapas items, etc., todo el movimiento del personaje y todas las acciones se realizan con el stylus y las dos pantallas de tu DS.

Si crees que con eso no basta y quieres aun mayor interactividad entre el juego y tu, no te preocuopes aun hay más, ya que hay ciertos lugares y circunstancias que te exigen un poco de creatividad y cooperación, por ejemplo: encuentras a alguien al otro lado de una puerta o al menos eso crees, que haces… pues si gritas para ver si hay alguien ahi atrapado, por lo que tu debes decir algo al micrófono de tu DS para que las personas te escuchen, o una puerta se abrirá sólo si apagas las velas y no sabes que hacer trata de soplar al micrófono y veras que pasa.

El uso de los items especiales como el boomerang, el arco y flecha, el martillo, etc. corre a cargo del stylus también por lo que realmente es muy bueno ya que asi controlas es punto exacto o trayectoria que quieras que siga tu item, ya s4ea para a atacar o para activar algun switch.

El uso de la espada es muy simple y divertido y realmente no causa mayor problema aunque al principio si se puede perder un poco la coordinación de ataque y defensa que se tenía con los anteriores juegos de Zelda.

Duración.

La duración de los juegos es algo muy importante para un vídeo jugador y desgraciadamente este no me duro mucho en lo personal, pero realmente la relativa duraciíon del juego se compensa con el modo de Battle que es el modo de multijugador que se puede jugar de tres maneras diferentes, puedes jugar con alguien que no tenga una game card del phantom hourglass lo cual sólo afecta en que el jugador que no cuenta con el juego será como un invitado, puedes jugar con alguien que si la tenga y esto hara que cada uno tenga sus niveles de juego que han llevado hasta ahora, es decir sus puntos de batalla y su nivel, y claro existe el modo de Wi Fi donde puedes probarte a ti mismo contra muchos otros jugadores alrededor del mundo.

Otra vez como en muchas ocasiones Nintendo gana mucho en creatividad y diversión por lo que a este juego se le califica con:9